martes, 10 de marzo de 2009

La FEB vence al cortoplacismo


Como en las buenas recetas de cocina, campo que también me apasiona y en el cuál hago algún pinito, hay un factor que no se nos debe pasar por alto para conseguir un resultado digno de ser recordado, el tiempo. El fuego lento es fundamental para conseguir un plato exquisito, y de igual forma esta ha sido una de las claves que ha permitido que hoy podamos hablar de una Selección Nacional de Baloncesto de éxito. Este proyecto que hoy ha alcanzado cotas impensables, nació hace diez años con otro grupo de corazones que pusieron la primera piedra de un camino que sigue teniendo un gran futuro.


En la fundación de este proyecto, en que yo tengo el orgullo de haber participado, la Federación Española de Baloncesto con su presidente Pepe Sáez a la cabeza han tenido un papel más que protagonista. Promovieron, apoyaron y, juntos Federación y Equipo Técnico, sentamos las bases de la filosofía del equipo actual, que se ha ido mejorando año a año, grupo a grupo, y transmitiendo de veteranos a novatos, a fuego lento, para convertirse en una de las garantías de éxito del proyecto de la Selección durante muchos años.


No ha sido fácil construir con una visión de largo plazo, aún recuerdo la cara que teníamos Pepe Sáez, y un servidor en la terraza de un bar de Pau (Francia) mientras esperábamos ser eliminados, cuando de pronto la suerte nos sonrío y nos metió en cuartos del Eurobasket de Francia.


Hay que saber tener la paciencia, la visión y la firmeza para enfrentarse al cruel cortoplacismo en el que vivimos hoy en día, para poder conseguir unos resultados extraordinarios. Y gracias a que la FEB ha sabido tenerlo todo ello, nosotros no dejamos de soñar, y tras haber organizado el Eurobasket de Madrid, ahora la Federación se propone el reto, y seguro que lo terminará consiguiendo, de que España organice el mundial de baloncesto de 2014.
¿Cuándo en la historia de un deporte en este país hemos tenido a tantos jugadores en la élite mundial, como ocurre en la actualidad con nuestro baloncesto, a quien la NBA no quita ojo ni un momento? Esto no es casualidad, no es el resultado del capricho azar o de una generación de excelentes jugadores. Esto sólo se consigue pensando a largo plazo, con mucha ilusión y mucho trabajo por parte del increíble equipo de la Federación.


¡Gentes de la FEB, seguid así, no decaigáis ni en ápice en seguir haciendo soñar a todo el baloncesto español!

7 comentarios:

eduardo schell dijo...

Cuánta razón tienes Lolo.
Cuando Eugenio y yo hablamos con Sáez para el libro de Basuketoboru, lo primero que nos dijo es que para entender el oro del Mundial de Japón de 2006 había que remontarse al Europeo de París'99 contigo al frente.
Luego, en la presentacion del libro, Felipe Reyes dijo lo mismo, que si ellos habían triunfado era porque habían aprendido de sus predecesores y del espíritu de 1999.
El mayor enemigo que tenemos es el cortoplacismo, el querer los resultados auí y ahora ya. Para que los resultados vengan hay que sembrar y trabajar en una dirección con las ideas claras y un proyecto sólido como se ha hecho desde la FEB todos estos años. No es casualidad esta ristra de éxitos: 3 platas europeas (1999, 2003 y 2007), un bronce europeo (2001), un oro mundial (2006) y una plata olípica (2008). Y las que quedan por venir.
Gran post Lolo. Y gracias por ser uno de los que iniciaste todo de la mano con Saez y el excelente equipo técnico y humano de la federación Española de Baloncesto

Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo con los dos. El actuar pensado en los resultados de hoy va en contra de cualquier proyecto, deportivo o empresarial.

También coincido con el gran papel que está haciendo la Federación, y su papel protagonista en los éxitos actuales.

Pero os quería plantear una cuestión con todo respeto: La decisión de fichar a Segio Scariolo, gran entrenador desde mi punto de vista (sin llegar a tu nivel Lolo), pero extranjero… ¿Es una decisión de futuro? ¿Esto construye y aporta al proyecto del baloncesto español? ¿No hay buenos entrenadores nacionales?

eduardo schell dijo...

Respondo a Anónimo:

1. Hablar de si es español o italiano en la era de la globalización en la que tendemos a acabar con las fronteras, es algo que no entiendo, sinceramente. Scariolo nació en Brescia pero ha desarrollado la mayor parte de su carrera en España en el TAU, Real Madrid y Unicaja cosechando grandes éxitos.

2. En lugar de mirar el pasaporte del seleccionador, prefiero mirar un dato: Scariolo, técnica y tácticamente es el mejor entrenador del panorama y España tiene la suerte de poder contar con él. Pasó algo similar en hocket hierba con Maurits Hendriks, un auténtico virtuosos y un revolucionario, pero con él nadie sacó el tema del pasaporte. En la selección 'española' de tenis de mesa (ping pong) proliferan los chinos y nadie tampoco dice nada.

3. Hay una norma, obsoleta y absurda para mí, que impide que entrenes a un equipo ACB (español) y compagines el cargo con el de seleccionador, con lo cual el mercado de posibles seleccionadores españoles se ve reducido dramáticamente.

4. No creo que sea bueno que un entrenador esté sin entrenar 10 meses y luego se ponga al frente de la selección, nuetsro buque insignia, y se espere que tenga los reflejos propios y la destreza de alguien que está todo el año en activo.

5. Con Scariolo hay proyecto de futuro, ha firmado por cuatro años y en esos cuatro años viviremos una transición que puede ser algo difícil ya que Pau, Navarro, Garbajosa, Reyes, Calderón etc irán desapareciendo paulatinamente por obligado descanso e irán entrando nuevos jóvenes valores como Carlos Suárez, Claver, Pau Ribas, Salul Blanco etc y entonces España tendrá la suerte de tener al mejor entrenador (y al excelente gabinete técnico de la FEB) para paliar los momentos difíciles. La selección actual tiene tanto talento que creo que el seleccionador/jefe es un 'mal necesario', cualquiera (es una exageración) podría llevar con éxito a este equipo, pero cuando estas estrellas empiecen a desaparecer sí creoque se necesitará un plus desde el banquillo.

Marketing Deportivo dijo...

Pues yo hoy no estoy muy de acuerdo y ya me fastidia, por ser Lolo el autor del post.

Desconozco que se cuece dentro de la FEB pero de puertas para fuera, las últimas decisiones tomadas en cuanto a los entrenadores de la selección no creo que tengan mucho que ver con vencer al cortoplacismo y con una gestión ejemplar por parte de sus dirigentes en el terreno deportivo.

eduardo schell dijo...

Comentarios a MarketingDeportivo:

1. Los entrenadores dentro de esta filosfía de vencer el cortoplacismo que acertadamente expone Lolo, son una pieza más dentro de un puzzle. La filosofía del presidente Sáez, como refleja en Basuketoboru, es clara: "Aquí todo el mundo es importante pero nadie es imprescindible".

2. Elegir entrenadores que sean seleccionadores, dentro de la gran limitación, por la norma, que hay, es complicado y reduce mucho el abaníco y la Selección, desde la plata del Europeo'99 con Lolo, ha tenido muchos y de distintos perfiles: Lolo, Imbroda, Moncho López, Mario Pesquera, Pepu hernández, Aito (y ahora Scariolo). Salvo con Pesquera, con todos se ha ganado medalla y con Pesquera se llegó a la semifinal del Europeo. Creo que los resultados exitosos avalan una filosofía, una trayectoria y un plan.

3. Creo que en el comentario de MarketingDeprtivo hay una crítica encubierta por el despido de Pepu (Oro en 206 y plata europea en 2007), que muchos han querido ver einterpretar como una caprichosa decisión de Sáez. A mí Pepu me parecía (como expuse en otro post) u buen seleccionador para esta selcción por sus dotes de psicologo. Saez le despide pro una falta de sintonía y confianza, algo legítimo y común en todas la empresas ¿no? Si un presidente de una compañía no confía en alguien para un puesto de suma importancia, lo normal es que le sustituya. Lo que sucedió en este caso. Lo bueno fue que le sustituyó con alguién de plenas garantías como Aíto garcía Reneses, el mejor entrenador del panorama junto a Sergio Scariolo. El resultado final no se vió alterado por la no presencia de pepu ya que se logró una histórica plata que deja claro que "aquí nadie es imprescindible" y que lo importante es el grupo.

4. Aito duró poco en el cargo, sí, apenas unos meses, pero se fue por decisión propia, no porque la FEB le despidiese. Había un proyecto de cuatro años vista que Aito decidió romper para entrenar al Unicaja.

5. Aíto suplió a Pepu y Scariolo a Aíto. ¿Se puede pedir más? Creo que la gestión es excelente en este sentido asegurándose la FEB tener al mejor entrenador posible.

6. Dejando a los entrenadores al margen, él exíto con el que se se ha vencido al cortoplacismo ha sido crear un grupo de jugadores comprometidos con la causas deseando jugar con la selección verano sí vernao también pese a las largas temporadas de trabajo que acumulan. Se ha creado una familia, un grupo de amigos comprometidos que además anteponen el bien del grupo al personal y que transmiten a los nuevos jugadores (que se encargarán deue esto siga siendo un exito a largo plazo y no a corto) una filosofía, un método y una forma de entender el baloncesto.

Anónimo dijo...

Lo que expones me parece que tiene sentido, pero si la selección actual es tan buena que la puede dirigir casi cualquiera ¿Por qué no un español?

La globalización como dices debería acabar con las selecciones nacionales, pero si estas existen tienen que tener sentido, y los casos que planteas en ping pong, o los cubanos en atletismo me parecen igual de equivocados. Son ejemplos de querer ganar a corto en lugar de desarrollar un proyecto deportivo a largo plazo.

eduardo schell dijo...

Un apunte a anónimo:

1. No entiendo que se le de tanta importancia al pasaporte teniendo en cuenta que Scariolo es un técnico hecho en España y no se valore más la suerte que tiene la selección de tener al mejor entrenador posible al frente tras una excelente gestión de la Federación con el Khimki.

2. El problema del seleccionador espaol es que la norma ACB impide que un entrenador compatibilice un club con la selección. Fue una norma implantada a raiz del fichaje de Imborda, seleccionador en 2002, por el Madrid. Y se hizo como siempre por las suspicacias. Creo que si hubiese fichado por el (con todos mis respetos) Caceres, Alicante u otro, nadie hbría dicho nada.

3. Lo del atletismo y demás que me comentas sí creo que es cortoplacista. Lo del baloncesto, no. Pero es una opinión.

Se ha producido un error en este gadget.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails